lunes, 13 de febrero de 2017

Alimentos sanos que estás comiendo mal

En muchas ocasiones las personas se desesperan por no ver cambios favorables en su peso; sobretodo si están comiendo saludablemente y realizando actividad física.

Un error común es el mal consumo de alimentos sanos, como:  no cuidar de sus cantidades, su preparación o frecuencia.

A continuación mencionaré cuáles son los alimentos sanos que pueden estropear tus objetivos si no los consumes inteligentemente:

JUGOS/SMOOTHIES: Por lo general contienen muchos ingredientes y azúcar. Carecen de fibra y perjudica tu sensación de saciedad.

Lo que acabo de mencionar, no significa que no sea ideal consumirlo, si no que, frecuentemente las personas abusan de su consumo y en vez de hacerlo parte de su alimentación diaria, lo agregan a lo que ya están comiendo. Este hábito afecta el balance calórico recomendado sobre todo si se consumen diariamente.

FRUTOS SECOS: La grasa que se encuentra en los frutos secos suele ser muy beneficiosa a la salud, pero las raciones diarias recomendadas son mínimas para las personas que están cuidando su peso. Otro error está en los paquetes donde vienen combinaciones de frutos secos, fruta deshidratada, chispas de yogurt y de más aumentando su contenido de calorías y azúcar añadido.

¿Sabías que muchas veces le agregan concentrados de alguna fruta para que sepan mejor o tengan una buena apariencia?

PROTEÍNAS: En los últimos años se ha estado imponiendo fuertemente la dieta alta en proteínas y grasa o la que conocemos como CETOGÉNICA o PALEO. 

Aquí hay que mencionar que NO TODAS LAS PROTEÍNAS DE ORIGEN ANIMAL SON SANAS y NO ES NECESARIO CONSUMIR CARNE ROJA DIARIAMENTE.
Una dieta cetogénica, debe estar bien planeada y monitoreada para ver los cambios esperados y NO ES NECESARIO HACERLA UN ESTILO DE VIDA, sobretodo si está mal aplicada. 

SUPLEMENTOS: Polvos de proteínas, aminoácidos, multivitamínicos, están al alcance de todos, pero es necesario asesorarte con un profesional ADECUADO (no de esos que solo quieren vender) para valorar si los necesitas y la forma en que los debes de consumir.

En conclusión, alimentos sanos no significa que es una luz verde para que los puedas consumir sin medida o de forma inadecuada.


No hay comentarios:

Publicar un comentario