martes, 12 de marzo de 2013

¿Cómo comer saludable sin morir en el intento?

Muchos pensamos que para comer sano se necesita gran cantidad de tiempo, dinero y esfuerzo y por eso nos desanimamos a intentarlo, cuando lo hacemos solo es por un periodo de tiempo: 1 mes o algunas semanas.

Así que te daré 3 consejos para que empieces a comer sano sin necesidad de gastar de más, inscribirte a gimnasios o clases y ni siquiera pasarte horas cocinando y lavando platos.

NO BUSQUES NINGÚN MÉTODO.

Cuando vas a clínicas como La Zona o con otros especialistas estarás malgastando muchas cosas: tiempo, dinero y a ti mismo. Como ya lo había mencionado antes, si tu no tienes la voluntad o el deseo de hacer cambios en tu alimentación, ningún método por más bueno y científicamente comprobado que sea, te va a funcionar, tienes que empezar a trabajar en ti y no en la comida o rutinas de ejercicios que vas a hacer.

Lo mismo pasa con los gimnasios, es absurdo invertir tanto en eso. Ahora tienes el internet, hay muchas páginas y canales de youtube que te dan rutinas de lo que tu quieras. No sobrecargues tu cuerpo con rutinas pesadas o muy largas, empieza de forma gradual, somos movimiento no máquinas.
En mi caso estoy haciendo 3 rutinas al día de 10 minutos de ejercicios que disfruto y me hacen sentir bien, no es nada pesado y no estoy sudando grasa como dicen, apenas estoy empezando y con forme avance el tiempo iré aumentando la dificultad de mis entrenamientos.

¿REALMENTE DESEAS CAMBIAR?

Sea cual sea tu objetivo: Bajar de peso, tener un cuerpo atlético, subir de peso, evitar algún malestar de alguna enfermedad que tengas, debes de tener en claro si realmente estás dispuesto a hacer cambios en tu estilo de vida, no cambios drásticos que te absorban, si no cambios graduales y permanentes.

Sé honesto contigo mismo y evalúate, si no tienes idea de cómo evaluarte te aconsejaría que te asesoraras con algún psicólogo.

Este paso es muy importante porque al momento de conocer la raíz de tus problemas, ya podrás actuar con calma sin exigirte y caer en muchos errores.

Para tener cambios permanentes hay que tomar las cosas con calma, si no, así como obtienes rápidamente los resultados que quieres, también desaparecerán fácilmente.
No fuerces a tu cuerpo ni nada, los cambios son de dentro hacia afuera y esto lleva su tiempo no te desesperes.

Hace algunos años conocí a un hombre con síndrome de pickwick y dijo algo que es muy cierto:

"Así como tardé para enfermarme y estar así, así también me tardaré para curarme y bajar de peso"

Puedes ver su foto aquí 

HAZ LO QUE TE GUSTA

Cuando llegas a este paso es porque realmente ya te conoces y muchas veces ya estás dispuesto a escuchar a tu cuerpo y usas más tu inteligencia en cosas coherentes.

Come las cosas que a ti te gustan, si no te apetece nada saludable verifica el problema: ¿te sabe mal? te recuerda a algo? realmente ya lo probaste?

Dale la oportunidad a nuevos alimentos y experiencias, esto es una actividad de autodescubrimiento.
Quítate la idea de que lo sano es caro e insípido y busca alternativas ya sea en la televisión o en el internet.

Lo mismo pasa con el ejercicio, empieza a moverte como te gusta, da igual si es algo ligero o sin chiste: Muévete! ya cuando le tomes amor al movimiento podrás ir aumentando la dificultad y probar diferentes actividades.

Cuando tengas todo esto hecho, ahora si puedes buscar algún método nutricional o gimnasio, cualquiera es bueno y funciona porque ya tienes la voluntad de seguir cambiando hasta lograr tus objetivos.


Te recuerdo que esto no es un método infalible, solamente es algo que me ha funcionado y lo he visto en otras personas también, no pierdes nada con intentarlo. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario