martes, 19 de febrero de 2013

¿Qué es un cambio de hábitos alimentarios y estilo de vida?


Adivina el mensaje subliminal de esta imagen :)



No estoy muy segura desde cuando fue el boom de las dietas, ya que yo nací en los 90s ( ya sé basta con googlear y me lo dice) pero esta publicación es algo personal, nada sacado de libros, noticias, artículos o demás… sólo experiencias personales.

Desde que tengo memoria hay una dieta de algo: “la dieta de la luna” “la dieta de los 3 días” “ la dieta de las grasas” (la atkins) y un montón de cosas que salían para bajar de peso en revistas, periódicos y televisión.

Era la novedad, de hecho recuerdo muy bien que hasta habían programas que hablaban de ellas al respecto en un tono de seriedad dándonos así seguridad de que funciona, es algo así como los fármacos: tienes esto tómate esta píldora y desaparece. (si fuera así no hubiera tanta preocupación por la obesidad, diabetes y demás)

Por desgracia los problemas de nutrición no se comportan de esa manera, son más complejos porque influyen muchos ámbitos: psicológicos, sociales, fisiológicos, culturales, entre otros.

Hoy quiero hablar de una nueva moda que usan los “gurus” de la nutrición, del wellness y demás que son: CAMBIOS DE HÁBITOS ALIMENTARIOS Y ESTILO DE VIDA. 
Debo de admitir que yo este concepto lo he usado muchísimas veces, cosa de la que me arrepiento porque ni siquiera sabía que significa. Todo este pensamiento me rondaba desde que vi la portada de una revista de Women’s Health decía un título algo así: CAMBIO DE HÁBITOS, la nueva moda de la nutrición (algo así no recuerdo la verdad)

Así que te voy a decir lo que pasó por mi cabeza al leerlo: LOS CAMBIOS DE HÁBITOS DE ALIMENTACIÓN Y ESTILO DE VIDA NO EXISTEN.

Así es, para empezar esta frase entra en la misma sección que la de “la dieta de las manzanas” “la dieta de la sopa de col”, entre otras. 

¿Por qué? porque, aunque el significado sea profundo y hasta inteligente,realmente los masters de la nutrición no lo siguen en sus tratamientos; sólo es una bonita frase para venderse: vender menús fríamente calculados y nada personalizados como lo dicen hacer.

Lo que realmente te dan: Es un menú, una estructura, una base de reglas que para nada se acerca a cambiar tu estilo de vida.
Un buen ejemplo son las clínicas que usan el método de la zona, aquí en Monterrey te venden la idea de que son cambios de hábitos y demás, pero hacen totalmente lo contrario: TE DAN UNA DIETA HIPOCALÓRICA, RESTRICTIVA EN MUCHOS ALIMENTOS Y ENCIMA TE VENDEN SUS BARRITAS Y LAS ACOMODAN BIEN BONITO EN EL MENÚ COMO ARTE DE MAGIA! 
Es decir, son lobos que se disfrazan de ovejas, no los culpo, su objetivo es vender no educar.

Entiendo que cuando decides hacer cambios, tienes que ejecutar un plan si quieres conseguir resultados favorables. Pero ni a eso se acercan los nutriólogos actualmente porque un menú, un cálculo, el peso de las personas, las medidas, no es un plan que promueva un estilo de vida y hábitos de alimentación saludables.
No dudo que en muchas personas si les de resultados en sus cuerpos, pero no en su perspectiva ni en su forma de vida, cosas importantes en un cambio de estilo de vida, ¿no creen? Aquí su error es que no educan, sólo paralizan. 

Los profesionales de la nutrición no hacen su trabajo de educar y orientar de la mejor forma, por eso no me sorprende que, habiendo más información para cuidar nuestra salud por medio de la nutrición, al mismo tiempo haya aumento de enfermedades relacionadas con la mala alimentación e inadecuado estilo de vida.

No quiero ser pesimista, hay muchos profesionales de la nutrición que si realizan bien su trabajo, como los health coaches (certificados), en su mayoría, he visto que ellos si promueven el significado de esas frases, de hecho promueven algo que es “Escucha tu cuerpo”.

En la era del Internet hemos redescubrierto cosas que siempre han estado ahí. No es una moda ni es alguna novedad, es más sencillo de lo que creemos, pero por desgracia la nutrición y el deporte se están convirtiendo en una industria más y no en una parte de todo ser humano. 

Somos movimiento, somos nutrición… no necesitamos comprar esas cosas ni encontrarlas por fuera ni comprar estilos de vida que duren para siempre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario