lunes, 11 de junio de 2018

Coca Cola Saludable.



Decir que la Coca Cola es saludable es como decir que el fuego no nos puede quemar; y es que es tanta la mala fama que ha conseguido la marca durante los últimos años, que no nos sorprende que haya estado cambiando sus productos o simplemente sus presentaciones. 
Recordemos aquel lobo vestido de Stevia llamado "Coca Cola life" o la actual coca cola "Sin azúcar" para defenderse de los que evitan tomar edulcorantes.

En Japón (donde abundan las bebidas procesadas) están vendiendo una Coca Cola saludable llamada: Coca cola plus.

¿Cuál es el plus?

Pues bien, además de no contener azúcar, contará con otros ingredientes que prometen "disminuir la absorción de grasa de los alimentos"
Es decir, a una coca light o sin azúcar le agregaron una fibras dietéticas como la dextrina indigerible.





miércoles, 6 de junio de 2018

NOM-008-SSA3-2010 highlights

Hace unas semanas, las redes sociales de la nutrición empezaron a repartir links de la Norma Oficial Mexicana para el tratamiento integral del sobrepeso y obesidad. Pero nadie, nadie publicó algún resumen o material que difundiera el contenido de una forma más amigable. Si acaso leí en los comentarios algunas quejas porque era una Norma con bastantes huecos para un tema delicado como el sobrepeso y obesidad.

A pesar de los inconvenientes, me di a la tarea de hacer un diagrama sobre el contenido de la Norma.
Que habla principalmente como debe estar conformado el equipo y la función de cada profesional sanitario durante el tratamiento integral del sobrepeso y obesidad.



Algunos puntos que se me hicieron importantes copiar de la regla son los siguientes:
  • En el caso de los psicólogos, licenciados en nutrición y otros profesionales de la salud que cuenten con un posgrado en nutrición, deberán contar con formación académica en el área clínica.
  • El personal técnico de las disciplinas de la salud que participe en el tratamiento integral del paciente con sobrepeso u obesidad, deberá contar con diploma legalmente expedido y registrado por las autoridades educativas competentes.
  • La participación del personal técnico y auxiliar en el tratamiento integral del sobrepeso u obesidad, será exclusivamente en apoyo a los profesionales de las áreas de medicina, nutrición y psicología, por lo que no podrá actuar de manera independiente, ni prescribir, realizar o proporcionar, por sí, tratamiento alguno.
11.1. Para el tratamiento integral del sobrepeso y la obesidad queda prohibido:

11.1.1. Prescribir tratamientos de cualquier tipo, por personal técnico o auxiliar de la salud o cualquier otro profesional no facultado para ello;

11.1.2. Indicar tratamientos y productos que no tengan sustento científico, que provoquen pérdida de peso acelerado, más de un kilogramo por semana y que pongan en peligro la salud o la vida del paciente;

11.1.5. Usar diuréticos, hormonas tiroideas, anorexígenos, vacunas, extractos tiroideos, inyecciones de enzimas, aminoácidos lipolíticos y otros productos similares, para el tratamiento del sobrepeso y la obesidad;

11.1.6. Prescribir o proporcionar medicamentos secretos, fraccionados o a granel;

11.1.10. Indicar como opción de tratamiento el uso de aparatos de ejercicio electrónicos o mecánicos, aparatos térmicos, de masaje, baños sauna y otros equipos que no hayan demostrado su eficacia terapéutica en apoyo al tratamiento médico del sobrepeso y la obesidad, que representen un riesgo para la salud;

11.1.13. Usar la liposucción y la lipoescultura como tratamientos para el sobrepeso y la obesidad.


Mi opinión

Hace tiempo tuve una conversación con un colega que me preguntaba porqué debería de creerme más a mi que a un Health Coach del internet que ha cambiado miles de vidas por sus videos.
En teoría, la norma se ve muy práctica e idónea para las personas afectadas por esta enfermedad, pero estoy consciente que el panorama es diferente.
A pesar de tantos inconvenientes, esta norma es un buen respaldo para generar seguridad y conciencia entre las personas que están interesadas en cambiar su composición corporal y estilo de vida independientemente si padecen de sobrepeso o no.
Esto es un avance para que por fin pongamos en prioridad la salud ante la estética y que veamos a la obesidad como lo que es: Una enfermedad, no un estigma. 
Quisiera que después de esta publicación (la de la Norma)todos aquellos profesionales y pseudoprofesionales se paren a pensar y no hagan campañas o tratamientos sólo por ganar seguidores y dinero.

martes, 22 de mayo de 2018

NUTRIGRAMERS

Me parece imposible pensar en alguien que no vea que las redes sociales son el nuevo canal de comunicación que están usando los nutricionistas, claro como en todos los casos, el principio parece ser muy bueno, pero pasa el tiempo y se vuelve a hacer una mierda.

Instagram es pretencioso, lo sabemos: Nos exige textos cortos, hashtags sin repetir, fotos de cierto tamaño y mucha interacción con tus contactos. Incluso ya hay normas de etiqueta para saber utilizarlo, por ejemplo: Es de mal gusto que subas más de 2 fotos en el mismo día.

Hacer una relación entre la ciencia y las redes sociales me parece una actividad cada vez menos creíble y es que en esto se ha convertido Instagram con el contenido de nutrición: Un juego eterno de teléfono descompuesto y un montón de recetarios. 

El nutriólogo que está detrás de una cuenta de instagram le llamaré NUTRIGRAMER, porque cae más en el juego de la red social, que en el juego de la nutrición real, juega con marcas que le patrocinan sus fotos y sus terapias.
Es difícil para un humano promedio, que investiga todo del internet,  saber distinguir entre "la nutrición real y el Instagram"

jueves, 3 de mayo de 2018

Body Negative 1.1

Cada vez que veo una chica delgada subirse a una báscula y quejarse me pasaba por la mente: 
¿Qué le pasa? ¿No se da cuenta de que está bien?

No soy la única que piensa que las personas delgadas tienen una preocupación menos por la vida y que en cuanto a imagen, lo tienen todo muy fácil, incluso se me hacía imposible pensar que las gente atacara con críticas un cuerpo delgado.


El mejor ejemplo de lo que está sucediendo es la TV y las RSS.



Ella es Miriam Rodríguez, concursante de un talent show. Después de esta presentación llovieron críticas en twitter al programa por dejar que alguien con "sobrepeso" luciera un body como el de la foto.

Aunque el programa maneja(desaparece) bien los comentarios negativos hacia los concursantes, después de esa actuación, hemos visto a Miriam con un vestuario muy repetitivo y tapado.









Todos hemos pasado por "El efecto Miriam" cuando vemos que nuestro cuerpo ha cambiado para mal y que no estamos tan a gusto del todo, que preferimos taparnos hasta el punto de parecer caricaturas con el mismo vestuario.




Ella es Aitana, otra chica más del programa. Ella subió una foto a su Instagram (Con un caption diferente) todo parecía una típica foto de la playa, con buenos comentarios hasta que decidió borrarla.

Instantes después, explica el motivo:


Para dejarlo más claro: Las gente le envió mensajes directos (o privados) a Aitana diciendo que su cuerpo delgado puede incitar a sus seguidores a tener trastornos de la alimentación como Anorexia. En un mundo donde los politicamente correcto, se nos está escapando de las manos, esto pasa muy seguido, tanto que la única manera de darle frente es con la AUTOCENSURA. 


Aunque haya una lista de remedios, creo que el mejor sería ignorar los mensajes:


No publicar nada respecto a ellos y no sentirse en la obligación de dar explicaciones. Guardarse la experiencia para poder contarla cuando sea necesario.




miércoles, 18 de abril de 2018

Cuestión de marketing



Basta con sumergirse por el Instagram o Pinterest para saber que la nutrición (en su mayoría) es publicidad disfrazada de ciencia. Siempre he dicho que en las universidades deberían de integrar materias de comunicación para los profesionales de la salud, pero hasta ahora, seguimos en pañales en esta formación y nos tenemos que defender como podamos.

El problema no está con los charlatanes que nos prometen soluciones a nuestras metas de salud, el problema está entre los mismos médicos, nutricionistas o "coaches" que al momento de querer vender sus servicios, se inventan adjetivos para sus planes de alimentación, platillos o productos.

Que un profesional calificado se rebaje ante estos movimientos es como ver a un animal interpretando el papel de Batman en una película.

Lo que acabo de decir es mera cuestión de gustos, me enferma que en esta guerra de " a ver quien tiene la razón y se gana a los clientes/pacientes" cada profesional de la nutrición haga su propio movimiento, método o servicio que pueden confundir a las personas.

Palabras y frases como "DETOX" "SER FIT" "LIGHT" "COMIDA REAL" "SMART MEAL" "FUNCIONAL" entre otras, nos hacen creer que una buena alimentación deba de tener una etiqueta de marketing antes de un buen conocimiento de dichos alimentos.

Decirlo con "ondita"


Para darme a entender mejor, voy a poner un ejemplo de platillo que se utilizan con frecuencia en planes de alimentación

Es un alimento a base de tortilla, pollo, lácteos y salsa de verduras. La receta puede variar según la zona o gustos, haciendo que el platillo pueda ser una buena opción para integrarla a una dieta o todo lo contrario.

Cuando buscas alguna receta (en este caso, las enchiladas) en su versión  light, fit o lo que se te venga a la mente te aparecen las mismas recetas.

¿No crees que es mejor crear la cultura de cómo saber preparar de una forma adecuada nuestros platillos favoritos?

El decirlo con "ondita" tiene muchas ventejas si quieres comunicar un servicio, producto o algo similar. ¿Pero le estamos haciendo un favor a la educación en nutrición? 


lunes, 2 de abril de 2018

La ciudad










Me ha apetecido compartir algunas imágenes que he estado tomando durante este año, creo que es una idea que vendré haciendo muy seguido por este espacio.


jueves, 13 de julio de 2017

Nutrición y estafas piramidales

Hay muchas cosas que afectan al área de la nutrición, creando confusiones entre las personas sobre qué es lo ideal para comer y lo que no.
Ya hemos tocado el tema del intrusismo, los charlatanes y la nueva generación de pseudodoprofesionales de la nutrición como los Health Coach.
Sin embargo, hay un pequeño espacio que también afecta a la salud pública y que poco se regula, y son las empresas piramidales enfocadas a los suplementos alimenticios.

Más allá de dedicar esta nota a desmentir las propiedades benéficas de cada producto de dieferntes empresas, de mostrar los estudios en donde se afirma que algunos suplementos alimenticios dañan al hígado y en cómo se estafan a las personas que entran a vender ese tipo de productos.

Quiero hablar de mi experiencia en una de estas empresas y de los detalles que nadie habla cuando entras en ese juego.

CADENA DE FAVORES

Primeramente, la persona que te invita a formar parte del "negocio" está siendo asesorado por un equipo. Si de repente recibes un  mensaje o una llamada de aquel compañero de la universidad que casi no conoces, ¡FELICIDADES! has pasado la prueba en donde se evalúan qué tipo de persona tiene la capacidad de vender o servir en el equipo. 
Pueden ser muchas las cualidades que te hayan visto o incluso sólo una; en mi caso, no soy influyente ni mucho menos popular, pero soy Licenciada en Nutrición, lo que significa que trato con pacientes y con otros profesionales de la salud que pueden fácilmente recomendar suplementos a muchas personas.

En mi caso me ha llegado de todo:
Citas de café
Llamadas e invitaciones a muchos eventos sociales (cosa que nunca me pasaba)
Mensajes  de personas que acababa de conocer, mostrando interés sobre mis gustos y deseos en la vida.

En ese momento, creía que eran personas confiables, que querían que tuviera éxito al igual que ellos, todo apuntaba que me iría bien y seríamos un gran equipo de trabajo.

Si no has estado o no te han invitado a un proyecto similar, las estafas piramidales son como una cadena de favores.


CUANDO NO SABES VENDER

La diferencia entre una estafa piramidal y la cadena de favores, está en que en la pirámide te dan un pago si logras que las personas de tu equipo vendan lo suficiente y que a parte inviten a más personas a vender; si mantienes tus cadenas de favores funcionando también recibes un bono por mantenerlos, si tus cadenas crecen vas escalando y ganando más dinero y premios. Si alguien no vende lo suficiente, lo desplazas y lo sustituyes por otro o incluso deshaces tu equipo y creas uno nuevo.

Eso me pasó a mí, yo no vendía mucho y fueron ignorándome cada vez más. Veía como llegaba gente nueva y los trataban mejor que a mi a pesar de mi "esfuerzo", mi asistencia a seminarios y mi antigüedad en el proyecto. Me di cuenta que si no generaba dinero para el equipo, yo seguiría invirtiendo en nada: Suplementos que sabía que no eran de calidad, talleres de autoestima carísimos y libros que encuentras por el internet. 
En la empresa que yo entré, no estaba tan mal y si llegué a usar los productos y eso me ayudó a no perder dinero.
Pero hay otras empresas que venden solamente un producto que a la larga no sabrás que hacer con él si no lo comercializas. 

CUESTIÓN DE ÉTICA

Una de las preguntas más frecuentes que nos hacemos después de escuchar sobre estos negocios es saber si funcionan o no, si llegas a la famosa "libertad financiera". 
La verdad es que solamente pocas personas logran llegar a tal grado, es como un negocio de comida: puede que te vaya bien o mal, es cuestión de intentar y saber qué tan dispuesto estás a trabajar por ello.
Yo dejé el equipo desde que me di cuenta que si quería que funcionara, tenía que caer en una filosofía que no era la mía: Tenía que recomendar suplementos que sabía que no hacían efecto o que habían mejores en el mercado, tenía que anteponer la suplementación a la nutrición y estaría fomentando la desinformación nutricional con mis pacientes y colegas. 

Dicen que la ignorancia puede ser más peligrosas que la maldad y para muestra están las personas que se dedican a este tipo de negocios: la mayoría de ellas no son malas o no quieren sacar beneficio a costa tuya, simplemente ignoran el panorama completo y están dispuestos a hacer lo que sea por ser sus propios jefes y tener la libertad financiera que todos queremos.